Imagínate en una habitación donde puedes tener una sensación cálida y difusa de que puedes quedarte dormida en cualquier momento. Suena increíble ¿verdad? Con estos consejos para diseñar una habitación acogedora es posible. El dormitorio es un área de tu hogar donde puedes descansar y dormir. Debes ser capaz de promover la relajación y reducir el estrés.

Consejos para diseñar una habitación acogedora

Ahora, ¿estás interesado en convertir tu habitación actual en una cálida y acogedora? Aquí hay algunos consejos para diseñar una habitación acogedora.

Tu cama, tu estilo

Tu habitación es tu espacio personal donde puedes ser tú misma en cualquier momento. No hay nada más acogedor que agregar toques personales a tu habitación. Aquí hay formas simples pero efectivas que es posible que desees probar:

  • Crea un reloj hecho a mano.Puedes usar cartón viejo para hacer un reloj de bricolaje.
  • Agrega un arte de pared rústico. Puedes colgar tu creación o una obra de arte de tu artista favorito.
  • Haz un collage de fotos. Usa fotos de familiares y amigos cercanos a tu corazón.
  • Añade decoraciones a tu tocador. Puedes elegir un tema específico para renovar tus cajones. Por ejemplo, si quieres una cómoda inspirada en Harry Potter, puedes pintar los cajones para que se vean como equipaje apilado.
  • Sé creativa con tus estanterías. Puede pintar los lados o clasificar los libros en una alineación de colores coordinados.
  • Usa cajas de madera viejas como mesita de noche.

Mantente neutral

Mientras tanto, omite los colores dramáticos ya que los neutros están ahora de moda. Emiten un ambiente simple pero elegante a su dueño. Elige colores sutiles de blanco, gris y marrón medio. Para complementar los neutros, puedes agregar un tono más oscuro de gris o azul marino a la ropa de cama o almohadas. En cuanto a las paredes, adhiérete a los colores claros para lograr tu aspecto objetivo.

Maximiza las capas

Esto se trata de telas y textiles. Incluye ropa de cama, sábanas, almohadas e incluso alfombras. Para apuntar a una sensación acogedora, opta por un look informal y sin pulir.

Elige mantas de algodón o lana en lugar de sábanas de satén prensado. Si deseas más comodidad, intenta usar una manta con peso. Según los expertos en sueño, las mantas pesadas ayudan a mejorar el sueño y la relajación, ya que imitan un abrazo cálido y reconfortante.

Juega con luces

Dale brillo a tu habitación con luces de colores. Coloca las luces sobre tu cabecera, encima de tu espejo de tocador, o al otro lado de tu habitación. Como las luces de colores están hechas principalmente de luces LED amarillas, son la opción perfecta para darle a tu habitación un ambiente cálido y brillante.

En una nota al margen, si no eres fanático de las luces de hadas, puedes optar por una pequeña lámpara colgante, racimos de velas o una luz de cama de globo. Estas luces también promueven un ambiente cálido y acogedor para tu habitación.

Prueba algo extraordinario

Piensa en algo extraordinario para hacer que tu habitación sea cálida y acogedora. ¿Por qué no instalar una red enorme en la parte superior de tu cama para agregar una textura elegante a tu dormitorio? Le da un ambiente romántico pero aventurero a la habitación. La red debe estar cerca de la tela, que es suave al tacto. Si no puedes encontrar uno, puede usar mosquiteros blancos.

Cambia las paredes

Si deseas una mejora fácil y acogedora en el dormitorio, haz algo con respecto a tus paredes. Según los expertos en diseño, una habitación puede sentirse acogedora y cálida a través de papel tapiz estampado cuidadosamente elegido. Debe combinarse con ropa de cama blanca y accesorios sutiles para la habitación para enfocarse en los patrones de las paredes.

Puedes intentar optar por una pared verde azulado más una mesita de noche color crema, ropa de cama blanca con toques de almohada de color naranja claro.

Sírvete bebidas calientes

El último y más emocionante consejo para una habitación cálida y acogedora viene de una manera deliciosa. Intenta servirte a ti misma o a un invitado con una taza de café, té o chocolate caliente junto con unas galletas. Si bien no es un consejo para mejorar la habitación, el buen aroma de tu bebida caliente elegida agrega calidez y comodidad a tu habitación.

Si el tamaño y los recursos de tu habitación lo permiten, crea un rincón de café en la esquina de tu habitación e instala una cafetera personal o prepara los ingredientes para preparar el té. También puedes agregar un alijo de galletas recién horneadas para un aroma más atractivo.